lunes, 25 de febrero de 2013

MIS MÁQUINAS DE MATAR...





Estos son mis “artefactos de ajusticiar”, no soy mucho de aparatos tecnológicos, tiré el video VHS y jamás supe programarlo, la cámara de fotografiar la tengo desde hace ya algunos años es de 6.0 megapixels o lo que es lo mismo casi jurásica, el portátil es de la marca Packard Bell de 3 GB RAM y 250 GB HDD de enero de 2009, pendrive tengo varios aunque reconozco que durante mucho tiempo no supe utilizarlos, por desidia mía por supuesto. (Todo ello es regalo de Manuela).

La opción de no querer dar clases de informática me ha hecho perder mucho tiempo y ganar muchos sofocones, empecé a moverme por estos mundos un poco más suelto y valiente gracias a la creación de mi blog, quito, pongo, suprimo, enlazo, corto, copio, pego… y en más de alguna ocasión desaparecía algo que me había costado horas de trabajo en colgar…

Pues nada, esto es un resumen de las últimas batallas en el complejo universo de las "computadoras" y las nuevas tecnologías… y aquí seguimos con mis máquinas de matar.
  

10 comentarios:

María A. Marín dijo...

Bueno Mamé afortunadamente que con tus armas de matar haces las buenas entradas a las que nos tienes acostumbrados...

Acabo de publicar una entrada con alguna mención al día de ayer, espero que te guste.

¡Gracias por vuestra acogida!

Saludos

emejota dijo...

Pues choca esos cinco Mame, jajj, lo mío es peor, no me gustan las cámaras de fotos, ni regaladas, y mira que.... por tanto lo resolví con un móvil con una buena lenta, ocho megapixels creo, por supuesto adquirido con puntos y demás, ahora por supuesto ya no se fabrican pero nada, yo erre que erre. Gano espacio, tiempo y todo lo demás.
En cuanto a lo de la red pues igualito que tu, que soy autodidacta, aunque he de reconocer que a veces me gustaría tener un "herman@ mayor" a quien preguntar ciertas dudas que me acechan. Desgraciadamente mis hijos, nada, ni caso y a veces saben aún menos.
Pues eso, que seguiremos confesando nuestras debilidades o grandezas, según se mire, todo resulta interpretable. Bss.

Sara O. Durán dijo...

Una clara muestra de que el genio y el ingenio es lo verdaderamente necesario y no la tecnología.
Abrazo, Mamé!

Genín dijo...

Pues bienvenido al club, creo que somos un montón mas o menos en tu mismo caso, yo tengo las mismas máquinas, de distintas marcas, pero matan igual...jajaja
Salud

Mos dijo...

Yo también lucho cada día con todos estos artilugios que te dan alegrías pero también te roban muchas horas (por mi ineptitud).
Un abrazo de Mos desde la orilla de las palabras.

Fiaris dijo...

Lo tuyo es ¡lo mas!!!si lo comparas con mis maquinas jajaja abrazo

mariajesusparadela dijo...

Una cosa es ajusticiar y otra "hacer justicia".
Yo ando más o menos...

nocheinfinita dijo...

Máquinas imprescindibles para reflejar lo que tu ojo y tu mente nos transmite. Y que duren muchos años.

Un beso

asidonia dijo...

Lo contrario que yo, a mí me encantan todos los aparatejos jeje

Pedro Antonio Graciani García dijo...

Como dijo Genin, mis maquinas tambien son las mismas pero de diferente marca y de sofocones, desapariciones y horas..ya ni hablemos, Yo ni siquiera tenia maquinas hasta que me quede sin trabajo.
desde Sevilla un abrazo