sábado, 30 de octubre de 2010

MIS DIFUNTOS FAVORITOS...




No hay nada más agradecido en el mundo del cine o de la música que una muerte prematura y más si esta es accidentada, y como ejemplos la de Marilyn Monroe o la de James Dean, la primera fallecida por sobredosis de píldoras para dormir y la segunda por accidente de coche, cuando ambos eran las estrellas y promesas del momento. La imagen que nos ha quedado de ellos ha sido la de su eterna juventud. 

Habría que imaginar por un momento a una Marilyn Monroe en esta época actuando en una serie televisiva como una ama de casa rodeada de hijos y nietos, pero eso sí, de rubia platino; o a James Dean como capitán de una nave espacial junto al comandante Humphrey Bogart intentando de salvar al mundo de una ataque nuclear, los dos gordos y casi calvos, los años no tienen perdón para los vivos.

Y en el mundo musical más de lo mismo, un Jimmy Hendrix con casaca militar y un pañuelo sujetando su despoblada cabellera o a un Brian Jones (guitarrista de los Rolling Stones) con su melena a lo “príncipe valiente”, eso sí… con 65 años, o a un canoso John Lennon cantando “Imagine” ¿Estaría Yoko Ono aún a su lado? Y al “Rey del Rock” Elvis Presley con patillas y tupé teñido, con capa plateada colgándole de la espalda y un cinturón de 20 centímetros de ancho con una hebilla de un águila tapándole su pronunciada barriga, con más de 75 años bien cumplidos o a Janis Joplin y Jim Morrison queriéndonos vender sus discos de recopilaciones en los tele ventas nocturnos.

De estos personajes siempre nos quedará la imagen y el recuerdo de su juventud ya que nunca envejecerán, de su rebeldía, de sus ganas de “comerse” el mundo. Tras sus muertes se han convertido en iconos de generaciones, dioses que están por encima del bien o del mal. Después de sus desapariciones nadie los juzgarán porque ya no se podrá apreciar lo que les deparaba el futuro en sus carreras artísticas y sus trabajos póstumos los consagrarán aún más. Sus vidas y recuerdos ya nos pertenecen, forman parte de la herencia cultural del siglo XX, son tan nuestros como las Pirámides, La Estatua de la Libertad o la botella de Coca Cola. Comienza el espectáculo “La muerte os sienta tan bien…”.


P.D. (Para Bowie y Prince que estáis en el cielo...).

14 comentarios:

mariajesusparadela dijo...

Supongo que ellos hubieran preferido seguir viviendo, pero, tienes razón, con la muerte han salido ganando.
Eso se llama morir en el momento oportuno, pero, ¡qué poco apetece!

Princesa115 dijo...

Son mitos de la historia, siempre estarán en nuestra memoria y como dice maria jesús murieron en el momento oportuno.
Una dedicatoria bonita a esos que ya no están con nosotros.

Felicidades Mamé.

Un saludito

Víctor Hugo. dijo...

En la última ilustración, que me pongan en el centro y destacado a Kurt Cobain, rodeado de esos verdaderos monstruos de la música, tiene lo suyo...:)

Adelaida Ortega Ruiz dijo...

"No hay nada más agradecido en el mundo del cine o de la música que una muerte prematura y más si esta es accidentada, y como ejemplos la de Marilyn Monroe o la de James Dean, la primera fallecida por sobredosis de píldoras para dormir y la segunda por accidente de coche, cuando ambos eran las estrellas y promesas del momento"

Es así, Mamé.
Nadie se imagina a Marilyn con arrugas, pesando 80 kg ni apoyando su peso en un bastón.
Gracias a esa muerte prematura en el momento más estelar de sus carreras, todos los recordamos jóvenes y triunfadores. Tal vez si no hubiera sido así el mito habría perdido brillo.

Un beso.

toñi dijo...

Es una paradoja muy triste que su muerte los haga inmortales en la memoria de todos.

Besos Mamé.

Pd:Me ha gustado encontrar tu blog.

Eastriver dijo...

Buen homenaje en los días de los santos y los difuntos... Bueno, supongo que este día está para recordar a quienes se fueron y para recordarnos a nosotros que esa es también nuestra última estación. Saludos (llenos de vida!!!!!!)

Anusky66 dijo...

Paradojicamente si continuasen vivos , muchos de ellos tal vez hubiesen terminado sufriendo la parte mas cruel de la fama ,caer en el olvido .
precioso homenaje
Un besazo

felicitat dijo...

Jajajaja, muy bueno, Mamé... buenísimo, no tengo palabras, solo encender una vela por si el dia de halloween, entran por casa! y me muero yo del susto!

Saludos,.

Genín dijo...

Si, tienes razón, aunque en el caso de Marilyn con el tiempo hayamos aprendido que fue amante del presidente de los USA de turno y que se tienen indicios de que no se suicidó, sino, que fue asesinada, en fin, estas cosas son así.
Salud

Alfonso dijo...

Lagarto, lagarto... no gustarme a mí el jaloguin yankee ese

Ricardo Miñana dijo...

Todos esos que has nombrado son irrepetibles, se fueron para ser mitos y ya no habra otros iguales.
un placer pasar a leerte.
feliz finde.
un abrazo.

Maripaz Brugos dijo...

Con la muerte prematura, se convirtieron en mitos. Salieron ganando en fama, pero claro,creo que hubieran preferido vivir un monton de años, rodeados de nietos, cálvas, kilos, arrugas...

Anna Jorba Ricart dijo...

Buen recuerdo Mamé...para ti que la música tanto te gusta.

Anónimo dijo...

Eso es morir y quedar en el recuerdo como grandes mitos.